Kristina y Denny son dos flair bartenders que viven en la isla de Bali, yendo de un sitio al otro, e impartiendo clases maestras mientras tanto. Y cuando hay buenas olas, se lanzan a surfear, Bali tiene algunos de los mejores sitios para surfear del mundo. Pero, ¿cómo llegaron hasta donde están ahora?

¿Cuántos años tenéis y de dónde sóis?

Kristina: Tengo 30 años. La edad sólo es importante en los destilados oscuros ? soy mitad Tailandesa mitad Noruega. Nacida y parcialemente criada en Tailandia, luego viví y crecí en Noruega, desde que tenía 5 años.

Denny: Tengo 26, soy de Ucrania.

Bartending couple flairing

¿Dónde trabajáis, a qué os dedicáis?

Kristina: Actualmente soy autónoma, haciendo malabares entre encargos de modelaje en Bali y clases maestras de flair y eventos por todo Asia, con Denny. Hacemos de todo, desde fiestas privadas para grandes compañías hasta bodas. Básicamente trabajamos haciendo cócteles desde 1 hora hasta 10 horas, dando espectáculo. Modelaje es mucho dinero. No tan divertido y guay como el Flair, pero fácil y rápido.

Denny: Actualmente estoy de mánager en un bar de Bali, llevando eventos de Flair, de todo desde fiestas privadas, fiestas de grandes empresas hasta bodas. También estamos impartiendo clases maestras y haciendo espectáculos de Flair por todo asi, también de juez de campeonatos.

Además de trabajar ¿qué otra cosa hacéis en Bali?

surfer surfing

Kristina: Bueno, como ahora mismo estamos viviendo en Bali, un sitio rodeado de olas, los natural es ir a surfear. ¡Y ahora, nos hemos enganchado! A mi siempre me han gustado las “tablas” – Skate, snowboard. Crecí con ellas, asi que tener la posibilidad de surfear cada día es, realmente, una bendición. Tenemos la posibilidad de ver el amanecer/atardecer desde el oceano, a veces te quemas con el sol o te pica una medusa, otras veces te toca sentir la lluvia mientras estás esperando la ola, mejorando habilidades, ejercitando, divertiéndote, ¡sintiéndote vivo!

Denny: Bali es tan grande y diferente. Hay tanto para explorar, desde cascadas hasta volcanes, playas escondidas y un mundo submarino. Siempre me intereso la naturaleza y el viajar, así que Bali nos da la oportunidad de viajar y explorar sin necesidad de salir de la isla. Hemos escogido un lugar para vivir que de momento, permite que los amigos nos visiten por vacaciones, cosa que hacen a menudo, y por eso hacemos excursiones de este tipo, porque hay amigos de visita ? ¡Incluso surfear! ? lo que se ha convertido en una gran pasión.

Una gran parte de mi corazón pertenece al oceano, de eso estoy seguro. Crecí en Ucrania, sin salida al mar, ¡por eso puedo apreciarlo ahora con cada célula de mi cuerpo! Ahora casi no puedo imaginarme una vida sin él, ¡necesito surfear cada día!

¿Cómo comenzásteis en el mundo de la coctelería?

Kristina: Esta es una pregunta graciosa, porque mi carrera en la coctelería comenzó aquí, con EBS. Nunca consideré trabajar como bartender, pero necesitaba un trabajo para poder seguir estudiando y recuerdo que quería ganar tanto dinero como me fuera posible, en la menor cantidad de tiempo posible (porque estaba estudiando a tiempo completo). Así que la coctelería tenía mucho sentido.

En Noruega los bares y clubes nocturnos abren generalmente los fines de semana, así que me pareció una buena idea trabajar viernes y sábados detrás de la barra. Un día me dio por buscar en google: coctelería – bartending y encontré la página principal de EBS, ahí reservé para el curso de coctelería de 4 semanas. Esto fue hace 6 años atrás, en 2009. Por aquel entonces, teníais 6 o 7 escuelas, en todo el mundo. Tuve suerte de tener a algunos de los mejores instructores de flair, mixología y barra de Noruega, tales como Adam Mc Donald, cuya creatividad no tiene límite o Steinar Jensen, cuya energía te mueve.

Denny: Yo estaba en la universidad (administración hotelera y restauración) y necesitaba más dinero en el bolsillo del que mis padres podían darme, así que comencé a buscar un trabajo y se cruzó en mi camino un anuncio en un restaurante que decía “se necesita camarero”. Me ofrecí, pero naturalmente sólo necesitaban un bartender. Yo no sabía nada sobre coctelería, pero decidí intentarlo. ¡Mi primer día en el trabajo fue más allá de lo desastrozo!

Estaba solo, detrás de la barra el día de la gran apertura, llevando el servicio y atendiendo a los clientes. Nunca había hecho cócteles ni cafés antes en mi vida, sólo me habían dado un libro de recetas que especificaba cuantos gramos de hielo lleva cada bebida. Así que, ahí estaba yo, recibiendo comandas con diferentes tipos de cafés y bebidas, camareros gritandome porque necesitaban sus pedidos, los clientes esperándome y yo, Denny Bakiev, intentando hacer un cóctel a la vez (¡tal y como el libro decía!), midiendo y pesando el hielo, mientras que la espuma del capuccino decoraba la barra por sí mismo. ¡Una pesadilla total!

Al final del turno, decidí que esto no era para mi, demasiado difícil, pero mi jefe dijo que no estuvo mal y que debería seguir intentándolo de todas maneras. Después de estar trabajando un tiempo, me acostumbré a trabajar de bartender, un amigo me invitó a ver un campeonato de flair. Esto fue en 2007, y por aquel entonces y era uno de los mejores de Ucrania. Recuerdo que me enamoré de este arte en ese mismo instante y después del campeonato fui a preguntarles si podía practicar con ellos. Ahí comenzó mi vida en el flair.

¿Cuánto tiempo te tomó llevar tu flair a un nivel aceptable?

Kristina: Aprendí mis primeros movimientos de flair en EBS en 2009, y fue un handstall – la botella de pie sobre el exterior de la palma de la mano. Tuvieron que pasar varios meses hasta que pude tocar una botella. Finalmente, cuando acababa el año 2013, decidí que 2014 iba a ser mi año – haciendo lo que amaba y compitiendo en el extranjero. Así que, a comienzo de 2014 empecé a practicar tanto como podía, cada día, e incluso durante la noche. Sólo el diamante puede cortar el diamante ? Puede sonar extremos, pero sacrifiqué mi trabajo y muchos amigos para practicar flair. Monté una sala de práctica con el suelo cubierto de goma, lo cual debe sonar familiar a aquellos que se dedican al cien por cien.

A cierto punto comencé a grabarme para ver como mejoraba y a colgar estos videos en Facebook y me las arreglé para seguir los comentarios de la gente. Tras dos meses, algunos promotores comenzaron a invitarme a sus campeonatos de flair y para este momento conocí a Denny. En resumen, mi respuesta a esta pregunta: un par de meses intensos y Denny.

Denny: 1 año. Competí por primera vez en 2008, conseguí el 3er. Puesto ( ¡de entre 4 competidores; muajajaja!) Después de esto volví a mi sala de práctica y en 2009 en “Planet of Bartenders” en Kiev, quedé en 2da. Posición. Esta fue la primera competición internacional e incluso la más grande de Ucrania por aquel entonces. Después de esto comencé a competir en el extranjero y tuve mi primer campeonato en Varsovia, Polonia. No llegué a la final en esta ocasión, pero después de esta vez, siempre conseguí llegar a la final, llegar a lo más alto y comenzar a ganar.

En 2012 y 2013 me invitaron a Monte Carlo con los 10 mejores del mundo, lo cual fue algo grande para mi, a parte de las competiciones que gané. He de decir que siempre tuve una pasión por hacer videos de flair, editar con música y cosas así, lo cual me ayudo a hacerme un nombre.

¿Qué recomendaciones daríais a quién quisiera comenzar a hacer flair?

Kristina: Antes olvidé mencionar que tomé un curso exclusivamente enfocado a Flair en 2010 con EBS Londres, curso que ofrecía el peligroso Tom Dyer, el Legendario Jay Du Toit y el Increíble Chris Kellet. Esto me dio la inspiración suficiente para practicar los años siguientes.

Kristina: “Basándome en mi experiencia, definitivamente recomiendo EBS como una de las maneras más sólidas para ‘entrar en el mundo del flair’ dado que te ofrecen cursos por todo el mundo perfectos para los principiantes, pero también buenísimos para los que ya tienen algunos conocimientos para recibir el consejo y entrenamiento de algunos de los mejores flair bartenders del mundo.”

Denny: Me gustaría responder a esta pregunta envíandole a la gente a ver el tutorial que puse en mi fanpage, donde podréis leer mis consejos en cada paso que hay.

¿Cómo ha afectado tu vida la coctelería?

Kristina: La coctelería y la comunidad alrededor de este estilo de vida, ciertamente mantiene tu corazón joven, y no me lo digo por las fiestas. Raramente bebo, pero creo que puedes hacerte una idea a partir de mis respuestas anteriores, y puedo añadir que no sólo me ha afectado de manera positiva – dándome la oportunidad de viajar, conocer gente, hacer amigos y trabajar por todo el mundo.

Denny: Tengo la oportunidad de viajar, conocer gente y hacer amigos. Viajar me ha cambiado la vida. Antes no podía hablar ni una palabra de Inglés. Recuerdo estar leyendo un menú cuando comencé a viajar y apenas entender una palabra de lo que decía. Y por supuesto tener la posibilidad de trabajar por todo el mundo es una gran ventaja.

¿Hay algún plan después de Bali?

Couple bartending and travelling

Kristina: Siempre hay un plan, ¡y los mejores nunca descansan! Con respecto al Flair tenemos un proyecto en marcha que pronto se manifestará por si mismo. Nuestro objetivo principal, creo que queda bastante claro en el título de esta entrevista.

Denny: Creo que el sueño de muchos bartenders es abrir su propio bar en alguna playa tropical, algo al estilo “Cocktail”

¡Conviértete en un bartender viajero tú también!

La coctelería es una de esas profesiones que puede llevarte donde quieras ir, por tanto tiempo como TÚ quieras. ¡Consigue tu certificado ya!